Bienvenidos

Invito a todos los amigos y personas interesadas, a leer esta página a través de la Internet, que va encaminada a dar a conocer la Obra del Espíritu Santo de Dios en la tierra, a través de la Iglesia Mita. Esta Obra fue levantada por el Espíritu Santo de Dios en el año 1940 en la Isla de Puerto Rico. Dios escogió para ello a una mujer puertorriqueña, Juanita García Peraza, a quien más tarde el Espíritu de Dios le diera el nombre de Mita, que quiere decir Espíritu de Vida.  Junto a ella, comenzó un grupo de once hermanos.

     La obra comenzó a fortalecerse en Puerto Rico y desde el año 1948 en adelante fue extendiendo sus ramas a la Ciudad de Nueva York;  de ahí se ha extendido a distintas ciudades de los Estados Unidos de Norte América, República Dominicana, Colombia, Venezuela, México, Costa Rica, Panamá, El Salvador, Canadá, Curacao y   Ecuador.

    Como está escrito en la palabra, en los últimos días, Dios  juntaría sus hijos de los cuatro cantones de la Tierra y se sobrentiende que esa Obra de unificación solamente la podría realizar el Espíritu Santo de Dios. El mismo Cristo expresó en el Capítulo 10 del Evangelio según San Juan: "También tengo otras ovejas que no son de este redil; aquellas también me conviene traer, y oirán mi voz; y habrá un rebaño, y un pastor". Siguiendo ese mismo hilo, Cristo en el Capítulo 17 del Evangelio según San Juan, en lo que entendemos como la oración intercesora, Cristo dijo claramente orando al Padre: "Mas no ruego solamente por éstos, sino también por los que han de creer en mí por la palabra de ellos.  Para que todos sean una cosa;como tú, oh Padre, en mí, y yo en ti, que también ellos sean en nosotros una cosa:  para que el   mundo crea que tú me enviaste".

    Observen ustedes la horrible división que hay entre el pueblo religioso y la diversidad de las muchas llamadas iglesias en la Tierra, cuando la Biblia dice claramente que Cristo vino a buscar una Iglesia pura, sin mancha y sin arrugas. Para ello, ha levantado Dios esta Obra y va llevando un mensaje de unidad, proclamando la unidad de todo el pueblo de Dios, para que unidos todos formemos esa única Iglesia bajo la guianza y dirección exclusivamente del Espíritu Santo de Dios.

Confío que esto sea entendible de todos ustedes y que puedan meditar en ello.
Pídanle a Dios que les revele acerca de esta Obra.


  Por:  Aarón, Líder Espiritual de la Iglesia Mita